fbpx
Soy nuevo Olvidé mi contraseña

Consejos para cuidar tu aerógrafo

Basicos del maquillador
Eugenia Várguez, maquilladora profesional
12.11.2018

Al igual que tus pinceles, tu aerógrafo representa una considerable inversión; es una herramienta de trabajo importante y necesitas cuidarla adecuadamente. En las próximas líneas voy a compartirte algunas cosas que me han ayudado a mantener mis aerógrafos impecables año con año, por más de 8 años.

1.Límpialo después de cada uso

Parece obvio, pero no lo es. A menudo uno termina un servicio y las prisas por llegar a la siguiente cita nos hacen guardar el aerógrafo recién utilizado sin limpiarlo. Cuando una pistola no se limpia, los residuos de maquillaje se van secando y adhiriendo a las piezas en el interior de la misma. Un aerógrafo en estas circunstancias es mucho más difícil de limpiar que cuando el maquillaje está fresco. Siempre, sin pretextos; limpia tu aerógrafo después de utilizarlo. No es necesario invertir mucho tiempo. Realiza una limpieza rápida. Para hacerlo, retira el maquillaje que no hayas empleado. Luego, limpia la copa con el solvente adecuado y descárgalo por la boquilla. Repite un par de veces hasta que el limpiador salga sin residuos de pintura. Añade una gota del solvente a la copa, tápala y guarda tu aerógrafo.

2. No permitas que se seque maquillaje en su interior

A veces, transcurre mucho tiempo entre un maquillaje y otro durante una misma sesión ocasionando, nuevamente, que el aerógrafo tenga residuos de maquillaje adheridos en su interior. Si no vas a utilizar tu pincel de aire en 10 minutos o más, retira todo el maquillaje sobrante y ponle limpiador a la copa. Ello impedirá que el maquillaje en el interior del aerógrafo se seque. Si cuentas con el tiempo, haz una limpieza rápida.

3. Para limpiar, utiliza siempre el solvente adecuado

Básicamente existen 3 tipos de maquillaje para aerógrafo; maquillaje base agua, base alcohol y base silicón. Tienes que saber que cada tipo no necesariamente es compatible con las otras dos. El agua no se disuelve en silicón, aunque si con alcohol. Recuerda que todo el maquillaje a prueba de agua, es siliconado. De modo que si empleas un limpiador a base de silicones para limpiar maquillaje base agua, lejos de disolverlo; el silicón al repeler el agua, se aglutina con el pigmento y crea grumos que se adhieren a las piezas de la pistola y la tapan. El maquillaje base agua, se limpia con agua o con alcohol isopropil. Ahora bien, mientras que el alcohol disuelve y remueve el maquillaje base agua de una pistola, no lo hace así con el maquillaje base silicón. El alcohol y silicón no se disuelven entre sí, sino que al mezclarse, el pigmento se aglutina y endurece generado grumos que taparán tu pincel de aire. El maquillaje siliconado debe retirarse con limpiadores siliconados. No emplees jamás limpiadores de brochas ya que éstos suelen tener en mayor o menor cantidad, alcoholes. Por último, aunque el agua suele disolver el alcohol. El pigmento base alcohol suele evaporarse rápidamente y por lo tanto, fijarse muy bien. De modo que suele ser difícil o tardado limpiar con agua cuando se ha maquillado con productos base alcohol. Lo ideal es utilizar alcoholes como el isopropil o bien, limpiadores de brochas.

4. No lo desarmes, a menos que sea necesario

Si desde un principio has sido escrupuloso con la limpieza de tu pistola. No habrán razones para que ésta falle o se tape. La mayoría de los problemas de una pistola, suelen reducirse a la presencia de residuos de maquillaje en su interior o a un error en el ensamblaje. Cuando los residuos se acumulan o el maquillaje se va hacia zonas donde no debería, el aerógrafo deja de funcionar correctamente. Entonces si es necesario desarmar y limpiar cuidadosamente cada pieza.. Sin embargo, si no dominas perfectamente cómo desarmar y debe ir colocada cada pieza de tu aerógrafo, es mejor que confíes esta tarea a un experto o bien, que lo hagas con calma con instructivo en mano.

5. Desármalo con tiempo, paciencia y tranquilidad

Las piezas de un aerógrafo suelen ser pequeñas y tener una posición precisa. El ensamblaje, aunque suele ser sencillo, puede tomar un tiempo en dominarse y realizarse con velocidad y seguridad. Una pieza mal puesta, aunque sea ligeramente, deriva en el mal funcionamiento de la pistola. Asimismo, si por las prisas, una pieza se ve forzada para entrar en la pistola, puede descomponerse o romperse. Es por ello que si debes desarmarlo, es recomendable hacerlo con mucha calma, sin prisas y en un lugar tranquilo y lleno de luz. Hazlo sobre una superficie plana y contenida, donde sea fácil ver y ubicar las piezas y, que al mismo tiempo, no puedan rodar ni perderse. Antes de desarmarlo, ten a la mano todo lo que vayas a necesitar. Cuando lo desarmes, acomoda las piezas en el orden en el que las vas retirando. Así, para armarlo, solo deberás ir en orden inverso y te será más fácil verificar que no te haga falta ninguna pieza.. No olvides limpiar con cuidado cada pieza y cepillar por dentro el cuerpo del aerógrafo, así como la punta o boquilla interna. Es ahí donde se acumula la mayor cantidad de residuos de maquillaje. Al ensamblar de nuevo, no forzar ninguna pieza. Las piezas cuando son colocadas en el lugar y forma adecuados, entran fácilmente. Si algo se atora o no entra, revisa bien con ayuda de un croquis que todo se encuentre en el lugar y forma correctos.

6. No lo dejes remojado en ningún tipo de limpiador

Muchos limpiadores para el hogar y la industria tienen ingredientes corrosivos que pueden dañar los empaques internos y algunas de las piezas de un aerógrafo. Dejar que una pistola permanezca en remojo en ingredientes como amoniaco o cloro, puede resultar realmente peligroso para el bienestar de tu pincel de aire. Como ya vimos, si maquillas con productos siliconados, tampoco es recomendable que dejes sumergida tu pistola en alcohol porque lejos de limpiarla puedes taparla.

7. Utiliza una pistola para cada tipo de maquillaje

Ya he mencionado que las distintas fórmulas de maquillaje para aerógrafo no son compatibles entre sí. El maquillaje base agua no es compatible con el maquillaje siliconado y el maquillaje siliconado no es compatible con el maquillaje base alcohol. A menudo, por más que limpiemos pueden quedar residuos pequeñitos que a la larga terminarán por acumularse y condensarse al contacto con limpiadores no apropiados o con maquillaje incompatible con el original. Por lo tanto, si vas a maquillar con diferentes fórmulas, es siempre mejor tener un aerógrafo para cada tipo. Si no puedes permitírtelo, ten al menos una específica para el maquillaje siliconado.

8. Ten refacciones

Un aerógrafo de buena calidad está fabricado para durar muchísimos años con el mantenimiento adecuado. Es muy raro que una pistola se arruine al punto de tener que tirarla. La gran mayoría de las veces, cuando un pincel de aire falla, basta con reemplazar tan solo una pieza. Hay partes que suelen desgastarse por el uso o arruinarse por imprudencias. Las más frecuentes son la boquilla externa, la boquilla interna o punta y la aguja. Sin estas piezas en óptimo estado, una pistola no puede funcionar. Por lo tanto, te sugiero que siempre tengas refacciones de cada una a la mano. Los distribuidores de las mejores marcas suelen tener piezas para venta inmediata. Aun así, si una pieza falla en medio de un servicio, seguro querrás contar con la parte en ese mismo momento. Así que, hazme caso y ten refacciones a la mano. Una vez más, te agradezco que me leas y espero que la información vertida en estas líneas te resulte útil. La próxima vez te voy a compartir consejos para que tus pinceles te acompañen en proyectos durante muchos, muchos años.

Sígueme en instagram como @eugeniavarguez